domingo, 30 de junio de 2013

Aguascalientes: Teme ex gobernador que le "siembren pruebas"

A través de su perfil en la red social Facebook, el ex gobernador de Aguascalientes, Luis Armando Reynoso Femat, manifestó su preocupación porque el procurador de Justicia de esa entidad pretende arraigarlo y catear sus domicilios con el fin de “sembrar” posibles evidencias en su contra.
En un mensaje que publicó en su muro este domingo, el ex mandatario panista expresa su “más profunda decepción” por el sesgo político que se está dando al asunto legal en el que está involucrado, en esta semana, la más importante de la elección del 7 de julio.
Reynoso Femat enfrenta acusaciones por presunto peculado y desvío de recursos, ya que supuestamente participó o se benefició de la simulación de la compra de un tomógrafo por 13.8 millones de pesos destinado al hospital Milenio, aparato que la actual administración nunca encontró.
En su mensaje el ex gobernador acusa que las autoridades de Aguascalientes pretenden maquilarle otra escena falsa “como las que ya hemos conocido recientemente, y de las que pareciera se han vuelto expertos, con tal de sanear una imagen ya deteriorada ante la ciudadanía, al hacer de inocentes sus víctimas”.
“Les reitero: me encuentro en Aguascalientes y en ningún momento evado la ley. Por el contrario, encaro este proceso, e incluso he solicitado por escrito a la misma fiscalía se me cite para aclarar dudas o profundizar sobre cualquier averiguación, y hasta el momento no ha querido responderme”.
El pasado jueves 27 el Juzgado Tercero de Distrito revocó el amparo provisional que protegía al ex gobernador contra una orden de aprehensión por presunto peculado y desvío de recursos, debido a que no depositó una fianza de 11 millones de pesos.
“Sobre el proceso legal, preciso que espero el momento en que se determine el monto definitivo de la fianza para demostrar mi no culpabilidad. El próximo miércoles 3 de julio está programada una audiencia en la que podrá definirse ese asunto. Si bien, no es necesaria mi presencia, estoy dispuesto a cumplir con lo que disponga el juez y conseguir el amparo definitivo de la justicia federal”.
Y agrega:
“Se ha dicho con sabiduría que ‘es una equivocación garrafal el sentar teorías antes de disponer de todos los elementos de juicio’. Hoy rechazo enérgicamente que se me siga difamando con imputaciones falsas; con información que sólo pretende desprestigiar a mi persona y mi familia; con acusaciones hechas sólo a través de los medios de comunicación, con el propósito de escandalizar a la opinión pública. En el juicio de los actos, estoy seguro que no les está generando ninguna rentabilidad electoral ni de credibilidad, a quienes orquestan dese lo obscurito, esta estrategia”.
Utilizó al Necaxa en "lavado" de dinero
Una investigación de la Procuraduría General de la República (PGR) revela que el ex gobernador de Aguascalientes, Luis Armando Reynoso Femat y su hijo Luis Armando Reynoso López usaron al equipo de futbol "Rayos del Necaxa" para “lavar” recursos millonarios.
Según Reforma, la dependencia federal y las autoridades de Hacienda investigan el presunto enriquecimiento ilícito y lavado de dinero del ex gobernador y su hijo a través del Patronato de Fomento al Futbol de Aguascalientes (PFFA), que operaba el funcionamiento del equipo de futbol de la liga de ascenso.
La investigación indica que el gobierno de Reynoso Femat transfirió cantidades millonarias al patronato para pagar el funcionamiento de "Los Rayos".
En las irregularidades están implicados ex funcionarios estatales que junto con el ex gobernador adquirieron, con recursos públicos y de manera irregular, las cartas de jugadores por las que luego cobraban al Necaxa montos millonarios que no se detallan en la investigación de la PGR.
La información del diario señala que entre los ex funcionarios involucrados están Marco Antonio de Alba, ex director del Patronato de Fomento al Futbol de Aguascalientes, y Luis Fernando Loperena González, ex director del estadio Victoria, casa de "Los Rayos", equipo cuyo dueño era el gobierno de Aguascalientes.
Además, se detectaron faltantes de recursos y condonación de deuda por montos prestados por el gobierno estatal al PFFA. Según registros, en 2008 el Fideicomiso de Inversión y Administración para el Desarrollo Económico del Estado (FIADE) destinó 98 millones de pesos al patronato deportivo, que en ese entonces dirigía Marco Antonio de Alba.
El préstamo debió ser liquidado por el patronato deportivo en 2010, pero se encontró un adeudo de 19 millones de pesos.
En 2011, la cuenta pública del estado detectó irregularidades en el manejo y recuperación de dichos recursos y advirtió que el patronato pretendía liquidar su adeudo con el gobierno estatal entregando palcos y locales comerciales del estadio Victoria, cuyo director era Loperena González, identificado como uno de los prestanombres de Reynoso Femat.
(Con información de Proceso.com.mx)

No hay comentarios. :

Lo más leído y comentado