jueves, 8 de agosto de 2013

Cd. de México: Al Reclusorio, dueña de perros que mataron a bebé

La Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) consignó ante un juez penal a María Estela Flores Pérez, dueña de los perros que el pasado martes mataron a un pequeño de año y ocho meses de edad en la delegación Tláhuac.

La dependencia informó que la mujer fue internada en el centro femenil de readaptación social de Santa Marta Acatitla, acusada de su presunta responsabilidad en el delito de homicidio doloso por omisión, misma que en las próximas horas rendirá su declaración preparatoria.

El ejercicio de la acción penal se dio aun cuando la mujer no provocó la agresión de los animales, debido a que ésta ya había sido advertida de extremar precauciones en su domicilio, luego de que según las investigaciones los canes ya habían atacado a varios de los vecinos.

Los vecinos denunciaron que la mujer dejaba que los animales se salieran y eran muy agresivos. También se reportó que un joven con discapacidad fue atacado por los perros que andaban sueltos. Además se informó de otra queja vecinal que los perros lesionaron gravemente a otro perro de la colonia.

Esto se aúna a otra queja anterior de que los perros ya habían matado a otro can. Los hechos ocurrieron un día que la mujer dejó la puerta abierta y sus perros salieron del domicilio. Unos jóvenes con su mascota pasaban por el lugar y los perros de pelea lo atacaron matándolo en el instante.

De esta manera el Ministerio Público tratará de acreditar el delito de homicidio doloso basándose en una comisión por omisión. Buscará acreditar que, a pesar de las insistentes peticiones y quejas de vecinos y de que los perros ya habían matado otro animal, ella no hizo nada por evitarlo.

En tanto, los perros, un macho de la raza pitbull y tres hembras de la raza boxer continúan en el centro antirrábico de la delegación Tláhuac, donde se les realizan exámenes en materia de etología para determinar a qué obedece su grado de peligrosidad.

A su vez, el Instituto de Ciencias Forenses del Distrito Federal entregó a la fiscalía de Tláhuac el dictamen de necropsia en el que se establece que el menor perdió la vida a consecuencia de mordeduras de perro en cara y cráneo.

El juez de la causa tiene hasta el próximo sábado de plazo para determinar la situación jurídica de Flores Pérez, aunque su defensa tiene la posibilidad de solicitar la duplicidad del término constitucional para aportar pruebas a su favor.

De acuerdo con el código penal para el Distrito Federal, la sanción por el crimen de homicidio doloso por omisión es de ocho a 20 años de cárcel, por lo que la inculpada no tendría derecho a la libertad bajo fianza.

(Con información de La Policiaca.com)

1 comentario :

Anónimo dijo...

que bueno que la metan a la carcel por negligencia...

Lo más leído y comentado